SIMBOLOGIA DE NUESTRAS JOYAS

La figura de la espiral consiste en una línea curva que nace en un centro y se va enrollando alrededor de este sin cerrarse, sino, por el contrario, haciéndose cada vez más grande. Esta figura remite al infinito, pues crece desde el centro hacia afuera; y también a lo cíclico, pues crece y avanza siguiendo un patrón, unas repeticiones y unas formas preestablecidas. Por tanto, la espiral es casi universalmente un símbolo del tiempo, del crecimiento en uno mismo, del cosmos,  del origen, de lo primordial, del desarrollo, del progreso, del infinito, del curso de los días y de lo eterno. Otra interpretación que realizan muchas culturas es la de asociarla con el sol, cuya figura determinada, de disco, se encuentra en el cielo pero cuyos rayos se extienden hasta la tierra y hasta el infinito.

Puedes compartir este artículo en:

OTROS ARTÍCULOS DE INTERÉS

PROCESO CREATIVO

Trabajamos con un equipo de artesanos, los cuales realizan sus propias creaciones y llevan a cabo nuestros diseños, ellos hacen obras de arte con sus

Ver Más

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies